lunes, 5 de mayo de 2008

Winter, el delfín biónico

Aquí les pasamos una hermosa y futurista historia de un delfín que cayó en una trampa de pescadores en Florida y le arrancó la cola. Para un delfín esto significaba la muerte segura. Pero fue rescatado por los voluntarios y empleados del Acuario Clearwater en la Florida. Sin embargo vieron que el delfín iba en vías de morirse y dañar su columna vertebral pues lo único que podía hacer era retorcerse y chapotear en el agua, haciéndosele casi imposible moverse o alimentarse. Donde estaba la cola necesaria para impulsarlo por el agua solo había un muñón inservible.


Así que David Yates, el director del acuario reclutó los servicios del Dr. Kevin Carroll, experto en prótesis veterinarias. Decidieron crearle una cola biónica a Winter. Claro, no podía ser de metal ni convertirlo en "Iron Dolphin" a la Tony Stark. La cola biónica debía ser plástica y liviana, pero capaz de acoplarse a todos los movimientos de la espina dorsal del delfín. Y ahí descubrieron los ingenieros que un delfín mueve su espina para nadar de cientos de maneras diferentes y la prótesis debía poder coordinar con los movimientos de las vertebras en todas direcciones sin impedir el movimiento de éstas ni partirse por las fricciones internas.

Pero para los científicos e ingenieros no hay nada imposible (bueno si lo hay, pero no se dan por vencidos fácilmente cuando no se ha demostrado imposibilidad de forma empírica). Y pronto Winter se convirtió en la primera criatura biónica del mar con una cola de plástico y silicón de 30 pulgadas de largo. Y no costó 6 millones de dólares como el brazo, las piernas y el ojo de Steve Austin (hoy en día ese costo para una operación así sería un tremendo baratillo). Winter no será el delfín más ágil y bonito de los siete mares pero parece no importarle y vive muy feliz nadando como antes con su cola biónica.


Blogalaxia Tags:



5 comentarios:

Lobo7922 dijo...

Interesante historia, por un lado la humanidad le quita la vida y lo condena a una vida de miseria, pero por el otro lado esa misma humanidad se esfuerza para retornarle lo que le quitó.

El Rata dijo...

¡Hola, Ramón! Sólo te quería avisar a través de este comentario que El Ñame ha determinado que tu blog es uno de los nuevos recipientes del "Excellent Blog Award". :-) Date la vuelta por El Ñame para que leas los detalles y aprendas más del premio. ¡Felicidades! :-)

BETTY dijo...

Muy buena la pelicula!!y muy buena la reseña.Gracias a Dios que existen personas con tanto amor por esos seres indefensos..Gracias.Beatriz

Sara dijo...

Hermoza historia! Hoy fui a ver la película al cine "winter el delfin" es muy emotiva!! qe ganas de conocerlo en directo a este ser qe supo adaptarse a su discapacidad y vivir con ella!!

TERE dijo...

ES BUENO SABER QUE HAY BUENAS NOTICIAS COMO ESTA EN EL MUNDO QUE BUENO QUE LA CIENCIA SE UTILICE PARA COSAS TAN LINDAS COMO ESTA